var4Las venas varicosas consisten en dilataciones de venas superficiales que en algunos casos pueden complicarse y constituir un problema serio de salud. Las complicaciones pueden ser hemorragias, úlceras, flebitis e incluso embolía pulmonar. Además constituyen un deterioro cosmético severo de las extremidades.

El estudio de las venas varicosas se realiza mediante ecodoppler color, el que es realizado en nuestra institución por médicos altamente especializados en ecografía que sólo realizan este examen. El estudio es dirigido a la evaluación de los sistemas venoso profundo y superficial. En relación a las várices se confecciona una cartografía varicosa (mapa) con lo que se puede proyectar el procedimiento a realizar, lo que no es factible con otro tipo de estudios que no sean tan especializados. De esta manera no se tratan venas de más ni de menos, asegurando el mejor resultado de los procedimientos.

El tratamiento es realizado bajo los más altos estándares por cirujanos vasculares expertos en el tema que han invertido buena parte de su vida en el desarrollo de las mejores técnicas para la mejoría de los várices. Podemos realizar la gama completa de tratamientos, desde la cirugía con pin stripping (inversión de la venas safenas mayor o menor), escleroterapia ecoguiada con microespuma, láser endoluminal y radiofrecuencia segmentaria. En la actualidad debido a nuestras fuertes convicciones en los resultados realizamos solamente endoablación impulsada por radiofrecuencia segmentaria (radiofrecuencia).

Tanto en láser diodo 980 como en Closure Fast, nuestro director médico, el Dr. Álvaro Orrego Díaz ha sido el pionero en el País. Con estos dos últimos tratamientos hemos conseguido estándares tan buenos como en los mejores centros de Estados Unidos y de Europa, por lo que nuestros resultados son óptimos, sin dolor, sin recuperación, sin cicatrices siendo mínimamente invasivo. Es muy importante señalar que los resultados son dependientes del operador, vale decir que con el mismo equipo Usted puede tener muy diferentes resultados dependiendo del profesional que realiza la técnica. En un caso puede tener dolor importante y duradero y malos resultados a corto plazo presentando nuevamente várices rápidamente. En nuestro caso no sólo nos hemos preocupado por tener entrenamientos en los mejores centros del mundo, si no que además controlamos nuestros resultados periódicamente con ecodoppler color, de manera de tener la certeza de que lo que entregamos a nuestros pacientes es lo mejor.

  • Clínica

Las várices habitualmente, se presentan como dilataciones tortuosas que conllevan un gran deterioro estético.

Suelen asociarse a cansancio de extremidades inferiores, pesadez, dolor, calambres, picazón e hinchazón (edema). También pueden asociarse a coágulos, inflamación de la vena, hemorragia local (varicorragia), manchas, induración de la piel y úlceras.

  • Diagnóstico

El diagnóstico más exacto se realiza mediante el Ecodoppler color Vascular, el que permite objetivar el funcionamiento de las venas y su disposición anatómica.

En nuestra institución los exámenes son realizados exclusivamente por cirujanos vasculares especialmente entrenados en el tema lo que le garantiza la máxima excelencia.

  • Tratamientos

En la actualidad utilizamos solamente la termoablación impulsada por Radiofrecuencia Segmentaria en el tratamiento de venas safenas y perforantes. Nuestra historia está muy vinculada con los procedimientos endoablativos (cierre) de las venas incompetentes en el país ya que el equipo introdujo en Chile en el año 2002 el uso del laser diodo 980 en el tratamiento de los várices con muy buenos resultados y lo difundió para hacerlo masivo. Logramos una experiencia considerable. En el año 2006, luego de probar las tecnologías existentes, nos quedamos con la radiofrecuencia segmentaria.

Introducida en Chile también, por el Dr. Álvaro Orrego Díaz, es considerada por muchos la mejor de las técnicas, ya que, además de ser increíblemente segura y eficiente no produce dolor ni equímosis (moretones). La recurrencia (vale decir el que vuelvan a aparecer várices) es menor que con la cirugía. Nuestra experiencia es bastante grande y con resultados increíblemente satisfactorios.
Este procedimiento consiste en insertar un catéter muy fino en el interior de la vena defectuosa. Este catéter produce calor al interior de ella, lo que lleva al colapso de la pared venosa (cierre). De manera automática el flujo de retorno es derivado a suficientes vías alternativas, lo que asegura la recuperación del normal flujo venoso.

En nuestro constante afán de entregar a nuestros pacientes lo mejor del mundo tanto en técnicas como en tecnologías, constantemente indagamos en el mundo científico. Hasta el momento creemos firmemente que no ha aparecido mejor tecnología que la radiofrecuencia segmentaria. Sin embargo este procedimiento que inicialmente parecía tan estándar, no lo es y los resultados evidentemente dependen del que ejecuta la técnica. Los protocolos de entrega de energía han cambiado muchísimo en estos últimos años, lo que ha traído diferencias mayúsculas entre los operadores de los equipos con la consiguiente disparidad de resultados especialmente a largo plazo. Es muy importante para los pacientes saber que nuestro equipo cuenta con amplias destrezas en la realización de procedimientos como la cirugía, termoablación inducida por laser en sus diferentes longitudes de onda y en escleroterapia ecoguiada. La decisión de usar radiofrecuencia segmentaria obedece al concepto de lo que nosotros creemos es lo mejor para el paciente.